Escuela infantil municipal de Llubí.

CONCURSO DE IDEAS PARA LA CONSTRUCCIÓN DE LA NUEVA ESCOLETA MUNICIPAL DE LLUBÍ

MEMORIA JUSTIFICATIVA DE LA PROPUESTA
El proyecto de ideas para la nueva escoleta municipal de LLubí, parte de un primer acercamiento al entorno. Se estudian las características del lugar y se establecen una serie de estrategias a seguir:
1. ESTRATEGIA URBANA.
El uso de una escuela infantil lleva consigo una serie de flujos intermitentes en su entorno próximo. La parcela que nos ocupa se sitúa en una calle con
apenas capacidad suficiente para afrontar las horas punta (entrada y salida de niños en el centro). Con el fin de facilitar este intercambio, se cree necesario a la vez que enriquecedor, ceder un espacio para el pueblo, un plaza donde generar encuentros sociales. Diseñamos una plaza dónde puedan jugar los niños mayores mientras esperan a sus hermanos, una plaza donde las personas mayores se sienten a la fresca antes de recoger a sus nietos, un espacio donde los padres puedan tomarse un café e intercambiar opiniones con otros padres antes de entrar a recoger a sus pequeños. Las escuelas infantiles tienen un horario muy concreto, fuera del cual parece
inusual su uso. Crear un espacio exterior acogedor e independiente de la escoleta, que pueda ser utilizado libremente por los habitantes de Llubí, es una de la ventajas urbanas planteadas por este proyecto.
2. ACCESIBILIDAD
La superficie construida se plantea completamente en planta baja. Esta decisión permite un edificio accesible en todos sus puntos. Atendiendo a criterios económicos, es la solución más viable.

3. MODULACIÓN: TRAMA HEREDERA DE LA PARCELA
Encontrar un patrón, un módulo que nos permitiese facilitar su construcción y distribución, además de abaratar costes, era un punto clave en el desarrollo de los objetivos de este proyecto. Se dibuja una trama regular heredada de
la geometría de la parcela, sobre la que se encaja el programa y que servirá de guía para la estructura del Centro.

4. ESTRATEGIA DE APROXIMACIÓN AL ENTORNO
4.1. Estructura murarea
Si nos centramos en la arquitectura tradicional mallorquina, y más concretamente en la estructura urbana de Llubí, podemos intuir claramente como el sistema murareo es clave en la disposición de sus edificios. Se plantea por tanto, una escoleta suyo sistema estructural este basado en los muros de carga. Se proyectan dobles muros de fábrica revocados y aislados térmica y acústicamente en su interior.

4.2. Cubierta catalana 2.0.
La cubierta cerámica ventilada, es otra de las características de lugar. Se diseña un sistema constructivo de cubierta adhoc. Formado por una primera capa con gran aislamiento térmico, en donde se organizan las pendientes y la evacuación de aguas; y un segundo paño, a modo de parasol, que da sombra al edificio y permite a su vez la ventilación con las correspondientes ventajas que esto produce en un clima como el de Llubí.

5. ESTRATEGIA BIOCLIMÁTICA
La materialidad del edificio y la búsqueda de la eficiencia energética son claves en la toma de decisiones del proyecto de escoleta de Llubí. Los
condicionantes climáticos son responsables de la imagen final del edificio, que trata de aunar estética y preocupación por la sostenibilidad. En este sentido podemos distinguir dos categorías de materiales:

5.1. Los que atienden al buen funcionamiento bioclimático del edificio
Muros estructurales de fabrica de ladrillo sobre cimentaciones superficiales. Se trata de una construcción muy económica y con gran inercia térmica. Cubierta modular de madera. Segunda cubierta-parasol construida mediante una estructura ligera de acero y un acabado superficial cerámico que será la imagen (5ªfachada) deledificio

5.2. Los que tienen que ver con el desarrollo funcional de la escoleta:
Pavimento con acabado de linóleo en color amarillo que da homogeneidad y claridad a los usos interiores. Pavimento de caucho en patios interiores, combinados con zonas de césped artificial y/o arena.

 

Equipo:

César Córdoba San Emeterio

Sergio Córdoba San Emeterio

Juan Sáez de la Pedraja